Las estrellas del 2012: Smartphones y la nube

1

cloud-computing_31_10

Hoy en día, los empleados acuden a la empresa con sus propios dispositivos: una tableta que soporte el uso de aplicaciones en la nube, una poderosa ultrabook o un smartphone desde el que se pueda desarrollar una estrategia de logística.

 

La mesa está puesta para ese escenario, considerando la emergencia del cloud computing como un estándar de optimización y eficiencia, la disponibilidad de conexiones móviles a Internet de alta velocidad y la masificación de dispositivos ultraportátiles.

Ésta es la visión de los expertos: el 2012 dará continuidad a las tendencias probadas en el 2011 y aplicará nuevos modelos de productividad y negocio basados en ecosistemas digitales. Un año en el que la industria de la tecnología crecerá muy por encima que la economía.

Gonzalo Rojón, director de Tecnologías de la Información y Comunicación de The Competitive Intelligence Unit (The CIU), vaticina que en el próximo año tendrá un fuerte enfoque en la convergencia de telefonía, datos y video en dispositivos únicos.

Esto coincide con el análisis de ABI Research, una firma especializada en la investigación de mercados, que prevé que los usuarios demandarán más aplicaciones móviles, con mayores capacidades y valor agregado en servicios de productividad, entretenimiento e información.

Las empresas adoptarán una mayor flexibilidad tecnológica en el 2012 al impulsar que sus empleados utilicen sus propios dispositivos para fines laborales, proyecta Édgar Fierro, director de IDC.

La tendencia se conoce como “lleva al trabajo tu propio dispositivo” (bring your own device, en inglés). Esta cultura empezará a consolidarse durante el segundo semestre del próximo año y uno de los mayores retos radicará en garantizar la seguridad y el control de la información de la empresa en un dispositivo que no es de su propiedad.

Un empleado ya no necesitará un gafete para identificarse en su empresa. Bastará con acercar su celular a un lector de radiofrecuencia para obtener acceso, gracias a la incorporación de la tecnología Near Field Communications (NFC) a los dispositivos móviles, proyecta Deloitte.

Las NFC permitirán a los usuarios utilizar sus móviles en lugar de los plásticos bancarios. “Veremos a las empresas de telecomunicaciones en el negocio de los medios de pago, de las tarjetas de crédito y débito.

Fuente: El economista.com.mx


Artículos Relacionados