La historia de los dos lobos


Aprendamos con este cuento hindú una sabia lección para lograr un buen rumbo en nuestras vidas.

El anciano jefe de una tribu estaba conversando con sus nietos acerca de la vida.

De pronto el hombre les dijo a los niños: "Una gran pelea está ocurriendo dentro de mi ser, ¡es•••

Ver artículo completo

lobos

Aprendamos con este cuento hindú una sabia lección para lograr un buen rumbo en nuestras vidas.

El anciano jefe de una tribu estaba conversando con sus nietos acerca de la vida. De pronto el hombre les dijo a los niños: “Una gran pelea está ocurriendo dentro de mi ser, ¡es entre dos lobos! Uno de ellos está lleno de maldad, temor, ira, envidia, dolor, rencor, avaricia, arrogancia, culpa, resentimiento, inferioridad, mentira, orgullo, egolatría, competencia y superioridad. El otro está lleno de bondad, alegría, paz, esperanza, humildad, amor, serenidad, dulzura, benevolencia, empatía, verdad, amistad, generosidad, compasión y fe.” Los niños miraron con asombro a su abuelo quien agregó: “Esta pelea está ocurriendo dentro de ustedes y dentro de cada uno de los seres en la tierra”. Los chicos estuvieron pensativos por unos minutos y uno de ellos le preguntó a su abuelo: “¿Y cuál de los lobos crees que ganará?”; a lo que el anciano jefe respondió: “Al que tú alimentes”.

Reflexión:

Debemos ser conscientes y coherentes entre nuestros pensamientos y nuestros actos. Hemos recibido esta vida con un propósito, un significado. Reflexiona sobre aquello que llevas dentro y fíjate que tipo de lobo es el que alimentas constantemente. Vayamos descartando esos valores negativos como la ira, envidia, rencor, avaricia y dejemos que se liberen todas las cosas positivas como la paz, generosidad, humildad, bondad, etc. Tú decides de qué forma vivir, bajo que principios y valores. Tú decides qué ejemplo darles a tus hijos. Una vida con buenos valores harán de este mundo un lugar mejor, un futuro mejor para todos. ¿De qué lado estás?

Articulos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion