3 historias de emprendimiento que cambiarán tu forma de ver los negocios

Muchos emprendedores como los que nombramos a continuación han comenzado sus ideas de negocios en situaciones bastante desfavorables, si quieres conocer quiénes son y cómo lograron superar estas dificultades ¡acompáñanos!

Ver artículo completo

Existen historias y personas que pueden cambiar la forma en que se ven las cosas y los sucesos. Cuando se realiza un emprendimiento y el mismo no está dejando los resultados deseados, muchas veces el fracaso al primer intento lleva a que no se siga intentado y se deje la meta deseada a la deriva, muchas personas optan por la opción de no seguir intentando.

Los emprendimientos no son una tarea y actividad fácil de realizar, se requiere de dedicación, pasión, constancia y pensamientos positivos. Además de que requiere un grado de realismo para poder lograr los objetivos, este artículo te presenta tres historias de emprendimiento que cambiaran tu forma de ver los negocios.

1.    Historia del emprendimiento de Steve Jobs

Una persona que comenzó su emprendimiento desde lugares donde muchos creían imposible. El creador de Apple, un emprendedor que hizo historia con sus grandes creaciones y su forma de ver los negocios y de ver la vida, con discursos que dejan enseñanzas el empresario se convirtió en uno de los emprendedores más conocidos de la historia.

El famoso empresario comenzó sus creaciones desde un lugar con pocos recursos, específicamente desde la cochera de su casa, además de que muchas personas no confiaron en lo que él quería lograr. Se dejaba llevar por su intuición, así decía que lograría las metas que se propusiera.

Jobs realizó grandes creaciones y no tuvo el apoyo de muchos empresarios, luego con su fe y su dedicación, además de sus ganas de ser exitoso lo llevó a ser uno de los empresarios más conocidos y exitosos a nivel mundial, el empresario se guiaba por anticipar el futuro para obtener sus grandes éxitos.

2.    Taller de peonzas

Se trata sobre un pequeño taller ubicado en Valencia, España que pasó de facturar pequeñas cantidades de euros a grandes cantidades del mismo, lo nombrado ocurrió por la dedicación y constante evolución que le dieron los dueños de la pequeña carpintería al taller.

En el año 2005 el taller comenzó a decaer en ventas y en frecuencias de visitas de clientes, ya los dueños pensaban que se irían a la banca rota porque el taller no les estaba generando ningún tipo de ganancias. Los carpinteros tomaron la iniciativa de crear peonzas, unos juguetes dirigidos a niños.

Una vez que se vendieron las primeras peonzas, fueron muchos clientes a visitar el establecimiento, lo mismo los llevó a crear más peonzas y de esta forma surge la idea de ofrecer la creación en escuelas y en diferentes establecimientos, idea que fue de gran éxito.

Una vez que comenzaron a tener éxito nuevamente, abrieron sucursales en otros países y actualmente la empresa se encuentra en constante evolución y en constante innovación para satisfacer a los clientes.

3.    La historia de los emprendedores Larry Page & Sergey Brin

Los famosos creadores de la gran plataforma de internet Google, uno de los emprendimientos con más éxito a nivel global, pero también con una gran historia que trae consigo este gran éxito. Los creadores de esta red también lucharon para obtener este éxito tan grande.

Uno de los creadores de Google explica que comenzó este emprendimiento con un bolígrafo y una hoja de papel, fue escribiendo todo lo que en su mente existía y así fue compartiendo las ideas con su compañero, hasta que se convirtió en una filosofía empresarial.

Luego de tener todas las ideas tuvieron que trabajar muy duro y esforzarse para hacer este sueño realidad, ambos emprendedores comenzaron su emprendimiento con pocos recursos, ms que todo con lo que le dictaba sus conocimientos y lo que anhelaban lograr, además que la edad de  ambos emprendedores le daba a los mismos un porcentaje de dudas para lograr las metas que se fijaron.

Estas historias de emprendimiento son un claro ejemplo de que se puede lograr todo aquello que tanto se proponga el ser humano, solo se debe tener confianza y determinación de que va a lograr lo deseado.

Muchos emprendedores como el de las historias nombradas comenzaron con muy pocos recursos, otros con una avanzada edad, otros por el contrario con una corta edad, otros llegaron al fracaso, lo que tienen en común todos ellos es que ninguno dejó de intentarlo.

Artículos Relacionados