La importancia de evitar empleados tóxicos en tu negocio o empresa

En este caso, el equipo de trabajo que ponga en marcha tu idea es tan importante como la idea misma.

Por eso hay determinados perfiles con los que no deben asociarte y que has de evitar desde el principio.

Deberías seguir el lema "contrata despacio y despide deprisa", y evitar que tu falta de previsión provoque escasez de personal cualificado, porque tu start up no puede quedar a merced de ritmos asfixiantes y empleados en estado de tensión permanente por la sobrevaloración de capacidades.

Si es así, llegarán inevitablemente el absentismo, las bajas por estrés o el mal ambiente de…

Ver artículo completo

En este caso, el equipo de trabajo que ponga en marcha tu idea es tan importante como la idea misma. Por eso hay determinados perfiles con los que no deben asociarte y que has de evitar desde el principio.

Deberías seguir el lema “contrata despacio y despide deprisa”, y evitar que tu falta de previsión provoque escasez de personal cualificado, porque tu start up no puede quedar a merced de ritmos asfixiantes y empleados en estado de tensión permanente por la sobrevaloración de capacidades. Si es así, llegarán inevitablemente el absentismo, las bajas por estrés o el mal ambiente de trabajo.

Lee también: Exigencias que nunca deberías hacer a tus empleados

Cuando tu propósito como compañía es crear algo que antes no existía, eso empapa toda la cultura de la organización. Pero sin un equipo adecuado resulta imposible. Algunos empleados tóxicos pueden arruinar tu proyecto:

  • Egocéntrico: El perfil egocéntrico es el que nunca tiene en cuenta a los demás. Si es posible, párale los pies. Tampoco te conviene lidiar con aquellos que todo lo saben. No es bueno prestarles demasiada atención y tampoco alabar su fingida sabiduría.
  • Chismoso: Otra especie laboral que prospera en los ambientes corporativos es el chismoso. Junto con los creadores de rumores, se encuentran entre los peores compañeros de viaje para tu start up. Una organización con cero rumor es prácticamente imposible, y el chisme negativo y falso resulta muy pernicioso. Pero debes tener en cuenta que si éstos se producen es porque ocupan el lugar que no cubre la información “oficial”. Ésa es una señal evidente de que no eres el líder que comunica. Procura escuchar las opiniones y preocúpate de la satisfacción de tus colaboradores.

Lee también: ¿Cómo ganarse el corazón de tus empleados?

  • Ladrones de tiempo: Los ladrones de tiempo son otro miembro abyecto de la fauna profesional, y resultan especialmente molestos en una start up, ya que esta maneja plazos muy estrictos, con una mentalidad que hace hincapié en la acción y en el impacto.
  • Agobiado: Evita al agobiado que no maneja el tiempo ni maneja su propio estrés, porque es un virus que puede contagiar su pésimo estado de ánimo al resto de la compañía. El efecto del cenizo que siempre lo ve todo mal quedaba diluido en los buenos tiempos por el clima de éxito general, pero ahora su influencia es aún más penosa. Y en tu start up es un profesional non grato.

Video: Cómo ignorar a la gente negativa

Vía: Expansión

Articulos Relacionados