Joven millonario de 22 años te revela el secreto de su éxito

Estos son los cambios mentales que implementó este joven  para lograr que el último año haya generado un millón de dólares en comisiones en una de las industrias más competitivas del planeta: bienes raíces. Tucker Hughes es un joven que se convirtió en millonario a una temprana edad y ahora aconseja cómo se

Ver artículo completo

Estos son los cambios mentales que implementó este joven  para lograr que el último año haya generado un millón de dólares en comisiones en una de las industrias más competitivas del planeta: bienes raíces.

Tucker Hughes es un joven que se convirtió en millonario a una temprana edad y ahora aconseja cómo se puede lograr que los sueños  se hagan realidad y tener éxito financiero e independencia económica.

La historia de éxito de Hughes comienza al terminar la universidad mudándose al Condado de Orange en California para poner en marcha una nueva oficina comercial en el negocio de bienes raíces de su familia.

“El primer par de meses fue muy duro, y rápidamente llegué a la conclusión de que el éxito que tendría (si llegaba a existir), sería astronómicamente más difícil de lo que jamás podría haber imaginado. Y después de reinventar mi propio pensamiento me he dado cuenta de que el secreto del éxito en el mundo de los negocios es una combinación de energía y pensamiento creativo“, asegura.

Y no en vano es que en el último año haya generado un millón de dólares en comisiones en una de las industrias más competitivas del planeta: bienes raíces, donde su competidor promedio es de al menos el doble de su edad con diez veces más en la permanencia en el negocio.

Entonces, hay que seguir estos siete consejos para lograr la fortuna que siempre se ha deseado:

1. La edad es solo un número

Hay que abrazar la juventud con todo tu corazón. Y es que la edad no define en qué momento llega el éxito, por lo que no hay una edad exacta para alcanzar esos logros. Si se cree que realmente se puede hacerlo, entonces se hará.

2. Invertir en sí mismo

Para Hughes, es la inversión más segura que ha hecho para su futuro. “Leo por lo menos 30 minutos al día, escucho podcasts relevantes mientras manejo y busco mentores constantemente. No solo tienes que ser un maestro en tu campo, tienes que ser un genio bien redondeado capaz de hablar de cualquier tema ya sea financiero, de política o de deportes”, asegura.

3. Evitar la fatiga

La atención es un recurso finito. No importa la resistencia mental desarrollada a través del tiempo, ya que siempre va a ser un umbral que se puede romper en cualquier momento. No hay que fatigarse al exceso o dejar las tareas más difíciles al finalizar el día.

4. Construir una mente resistente

El mayor diferenciador entre la mediocridad y el éxito meteórico es la capacidad de trabajar de forma productiva durante varias horas. Estos largos tramos de trabajo son muy importantes. También el enfoque es de suma importancia y, sin desarrollar intencionalmente resistencia mental, nadie será capaz de competir eficazmente.

5. Pensar en grande

Siempre hay que fijarse metas para acelerar el éxito. Si aún no se tienen metas de uno, cinco y diez años en escrito, hay que hacerlo ahora. “Yo leo mis metas cuando despierto cada mañana, es una forma de incentivarme”, revela Hughes.

6. Ser metódico

Se debe planificar el trabajo y luego trabajar en tu plan. Tal vez su mayor logro fue la automatización a gran escala de sus sistemas de comercialización, de tal forma que Hughes creó un proceso que le ha permitido quintuplicar su salida de la comercialización, mientras que aumentó la tasa de conversión considerablemente.

7. Cree en uno mismo

Si no es uno mismo, ¿entonces quién? Alguien tiene que hacerlo, y nada impide ser la persona que lleva a cabo sus sueños más ansiados. Casi todas las personas que alguna vez han fallado han tenido una excusa. Las personas exitosas tienen historias de los retos que superaron con soluciones creativas. Y si aún no se está seguro de cómo empezar, comenzar con la promesa de trabajar hacia el logro de la excelencia cada día.

Vía: gestion.pe

Artículos Relacionados