7 lecciones de negocios que aprender de los japoneses


La historia de Japón es increíble: antes de convertirse en potencia global y ser considerado un ejemplo en muchos sentidos para todo el mundo tecnológico, recordemos que quedó prácticamente en ruinas en la Segunda Guerra Mundial.

Por eso que siempre vale la pena analizar algunas de sus lecciones que nos puede aportar esta nación asiática para emprender y tener éxito. De tal modo que ofrecemos algunas lecciones para triunfar en los negocios y también para enriquecer nuestra vida.

1. No pensar en ganar, sino en compartir

Mientras en muchos países  los“negocios son negocios” , que es lo que marca la conducta y la actitud que se debe asumir frente a una negociación, para los japoneses la transparencia y la integridad son valores fundamentales dentro de su cultura, y eso por supuesto incluye los negocios. Así que buscar sacar ventaja de la otra parte o perjudicar a alguien para sacar de eso un beneficio son cosas que simplemente no van con ellos. Si se actúa con honestidad, al final uno será recompensado a económicamente.

2. Ser más disciplinado que ser inteligente

Hay un famoso axioma en Japón que dice que “la disciplina tarde o temprano vence la inteligencia”. Y en un país donde la mayoría de las personas comparten esta creencia, no es que la mayoría de los japoneses sean genios como muchas personas pueden pensar;  simplemente son disciplinados.

3. Siempre hay una mejor manera de hacer las cosas

Los japoneses siempre han sido obsesionados con encontrar la mejor forma de hacer las cosas. Tanto es así, que crearon el famoso Método Kaizen a través del cual empresas tanto japonesas como extranjeras han podido mejorar notablemente su productividad y lograr unos niveles de eficiencia sorprendentes. Y aún sin importar que tan bien se puedan estar haciendo las cosas, las empresas en Japón usan un dicho: “Hoy se trabaja mejor que ayer pero peor que mañana”.

4. Reinvertir es clave para el crecimiento

Mientras en las empresas occidentales es normal que repartan dividendos entre sus socios en tanto empieza a dar utilidades y se destina poco a reinvertir en ella; en Japón, en cambio, sus empresas dan prioridad, especialmente durante los primeros años de haberse puesto en marcha, en reinvertir en la compañía con el fin de consolidarla y fortalecerla. Por ello que hasta sus fundadores no perciban beneficios importantes hasta tanto no logren tener una suficiente estabilidad, y garantice a futuro una cierta sostenibilidad.

[su_box title=”Artículo Relacionado” box_color=”#000000″]13 frases de Bruce Lee para tener éxito en la vida y los negocios[/su_box]

5. La limpieza y el orden son fundamentales

Cuando se trata de mejorar la productividad y la motivación, la limpieza y el orden pueden tener un impacto mucho más significativo del que a simple vista alcanzamos a observar. Así que las empresas japonesas no solamente se preocupan por hacer esto realidad, sino que además se obsesionan con ello a tal punto que lo hacen parte de su cultura.

6. Saber diferenciar lo importante de aquello que no lo es tanto

Dentro de todas las actividades que se hacen cada día como parte de un oficio, es vital establecer cuáles son aquellas que tienen un mayor peso en los resultados y a las que hay que destinar una mayor cantidad de tiempo y dedicación, mientras que las otras actividades no debe dársele tiempo ni dedicación. Esto para conseguir un resultado aceptable y bueno.

7. La resiliencia es clave

Si hay algo que es evidente es su capacidad para sobreponerse a las dificultades y hacerle frente a la adversidad. Recordando a las ciudades de Nagasaki e Hiroshima destruídas por las bombas atómicas, los japoneses lo ven como situaciones para experimentar por lo que siempre hay que levantarse y seguir luchando hasta vencer finalmente.

Sobre Pedro O 26941 Artículos
Editor en Jefe de Pymex desde 2014

Artículos Relacionados