12 gestos que te llevarán al fracaso

Es inevitable que las personas se dejen llevar por la primera impresión, sobre todo cuando se trata de presentaciones profesionales o en los negocios, esos primeros minutos pueden ser esenciales para que los demás construyan una imagen de ti. Por eso ante toda situación hay que controlar los gestos, tus

Ver artículo completo

morderse-las-uñas

Es inevitable que las personas se dejen llevar por la primera impresión, sobre todo cuando se trata de presentaciones profesionales o en los negocios, esos primeros minutos pueden ser esenciales para que los demás construyan una imagen de ti. Por eso ante toda situación hay que controlar los gestos, tus expresiones fáciles y corporales si no son cuidadas pueden reflejar ideas negativas o erróneas con respecto a tu personalidad.

Conoce los 12 gestos que te llevarán al fracaso y debes empezar a evitar:

1-Un apretón de manos demasiado débil

El saludo es fundamental para desarrollar la primera impresión que se lleven de ti, el apretón de manos tiene que ser firme, no muy fuerte ni muy débil ya que podrías denotar autoritarismo o inseguridad respectivamente.

  1. Tener los brazos cruzados

El tener los brazos cruzados en todo momento puede ser un hábito o quizá una acción que te ayude a sentirte seguro, sin embargo para los demás puede ser interpretado como defensivo o denotar una actitud agresiva.

  1. Tener las manos en el rostro

Hay que cuidar los gestos a la hora de conversar, tocarse el rostro puede ser percibido por la otra persona como una señal de inseguridad, nerviosismo e inclusive deshonestidad.

4-Mantener una mirada fija en exceso

Si bien es cierto establecer el contacto visual es recomendado para entablar confianza y transparencia, una mirada fija todo el tiempo puede resultar incómodo para la otra parte. Lo ideal es que el contacto se dé de forma natural y no pensar en todo momento acerca de ello.

5-No hacer asentimiento

Una forma de hacerle saber al interlocutor que le estas prestando atención es asintiendo con la cabeza un par de veces, así demuestras que estás escuchando y que estás de acuerdo con lo que dice. Muchas veces la falta de movimiento puede denotar mal entendido, malestar y falta de atención.

6-Morderse las uñas

Morderse las uñas en cualquier situación de negocios denota inseguridad y ansiedad, dos aspectos que no generan nada de confianza cuando se trata de hacer convenios. Si alguien nota que tienes las uñas mordidas puedes perder el respeto, ya que es un mal hábito que no se espera en una persona de alto mando.

7-Morderse el labio inferior

Morderse el labio inferior denota nervios o dudas, imagina que durante una reunión tengas que tomar una decisión importante y de repente haces este tipo de gestos. Los asistentes notarán que ni tú mismo crees en tu decisión.

8-Manos sudorosas

Es un gesto que podría dañar mucho tu imagen, ya que la otra persona no deseará volver a saludarte para la próxima vez. Las manos sudorosas son un signo de que estás nervioso o inseguro y que podrían dejarte mal delante de clientes o socios importantes.

Si bien es una característica que en algunos no se puede evitar, trata de controlarla, por ejemplo: antes del evento lleva un pañuelo en el bolsillo, cuando te toque saludar discretamente secarás tus manos.

9- Fruncir el entrecejo de manera habitual

Todos saben que un rostro con el entrecejo fruncido denota molestia e incomodidad, muchas personas toman esto como un hábito y sin darse cuenta generan la sensación de ser poco flexibles frente a los demás, cuando solo puede ser un síntoma de duda.

10-No sonreír

A las personas les agrada más conversar con personas sonrientes que con aquellas que lucen serias, la actitud de frialdad muchas veces solo es una coraza para mostrarse fuerte, pero a las finales solo se da la impresión de ser antisocial. En los negocios y el sector profesional lograr relaciones personales es esencial para alcanzar objetivos.

11-Reír de nervios

Puede generar malestar si el interlocutor espera respeto y comprensión, lo que para ti es una risa nerviosa y propia de tus emociones, los demás lo pueden tomar como una burla.

12-Parpadear a cada rato

Tus gestos ponen en descubierto tus emociones aunque no los quieras hacer notar, cada vez que se conversa con alguien es común que parpadees, pero si este hábito se vuelve apresurado la gente alrededor te verá como una persona nerviosa y con nada de liderazgo.

vía: alto nivel, egafutura y forbes
foto: ellamujer

Artículos Relacionados