Nunca debes pedir dinero prestado para comprar esto

Aunque el crédito facilita muchas cosas y circunstancias, existen ciertas compras que no deben hacerse, sino, más bien, ahorrar. ¿Quiere saber cuáles son?

Ver artículo completo

prestamos de dinero

Aunque el crédito facilita muchas cosas y circunstancias, existen ciertas compras que no deben hacerse, sino, más bien, ahorrar. ¿Quiere saber cuáles son?

El crédito  se ha constituido en una herramienta muy útil para que las personas puedan hacer realidad sus sueños, ya que no siempre se puede esperar a ahorrar toda la vida para tener el dinero suficiente y hacer esa inversión que ayudará a ser feliz a las personas.

Pero, existen muchas compras a las que definitivamente no tiene que apostarse con una modalidad de crédito, ya que se podría generar el efecto totalmente contrario a mejorar la calidad de vida.

1. Una boda

Al ser uno de los momentos más importantes en la vida de las personas, pueden dejarse llevar por las emociones pero, así mismo, se convierte en el punto de partida de un nuevo capítulo de su vida. La clave es tener bajo control todos los gastos que se le vendrán después de dar el “sí” que no sólo incluyen la conformación de una nueva familia sino también otro tipo de comodidades que se volverán necesarias.

Te puede interesar: Puntos clave a la hora de prestar dinero a familia o amigos

2. Disminuir un crédito

Eso de pagar un crédito con otro, es la peor estrategia que se puede cometer. Esto como cavar un hueco para querer tapar otro y, al fin de cuentas, se termina con otro más grande. Esto lo único que hace es empeorar el puntaje crediticio por lo que se cerrarán las puertas con las entidades financieras cuando se vaya a pedir un crédito que realmente se necesite.

3. Joyas

Son un lujo que muy pocas personas se pueden dar y que si bien más tarde se pueden vender, rara vez se podrá recuperar el valor original que se invirtió en la deuda. Esto sucede, especialmente, con la joyería de anillos, pulseras y  gargantillas. Además, se debe tener en cuenta que muchas de las empresas joyeras pueden facilitar el dinero para la compra pero las condiciones pueden tener ciertas cláusulas detrás que hacen que termine pagando mucho más de lo que esperaba.

4. Vacaciones

Es una de las cosas que todo el mundo quiere, pero si no se cuidan las cuentas para las anheladas vacaciones, se puede gastar más de lo que se había imaginado, mas aún, si se tuvo acceso a un crédito o se prestó dinero. Entonces, ¿no te da pereza tener que pensar en pagar una deuda por más de un año, por algo que sólo disfrutó un par de días? De hecho, las personas que son malas con sus finanzas son las que comprar todo con tarjeta de crédito.

Vía: finanzaspersonales.com
Foto:jewelrywise.com

Lee también: CURSOS DE DESARROLLO PERSONAL

Sobre Pedro O 28455 Artículos
Editor en Pymex desde 2014

Artículos Relacionados