Cómo eliminar los llamados gastos hormiga

Identifica tus gastos “hormiga”, aquellos que parecen insignificantes, pero que pueden dejar tu bolsillo en serios problemas.

Para los cuales dejamos algunos puntos para eliminar los gastos inofensivos.

Taxi adicto.

Si te pasa un día a la semana que te levantas tarde y tienes que tomar un taxi (en hora pico puede ser entre S/.

10 y S/.

15) para ir a la oficina, no hay problema.

Pero si eso se convierte en hábito, el gasto quincenal puede llegar a S/.

150.

 Levántate 20 minutos antes de lo que sueles hacer.

Eso te dará tiempo de salir sin prisa al trabajo y tomar el…

Ver artículo completo

Identifica tus gastos “hormiga”, aquellos que parecen insignificantes, pero que pueden dejar tu bolsillo en serios problemas. Para los cuales dejamos algunos puntos para eliminar los gastos inofensivos.

Taxi adicto. Si te pasa un día a la semana que te levantas tarde y tienes que tomar un taxi (en hora pico puede ser entre S/.10 y S/.15) para ir a la oficina, no hay problema. Pero si eso se convierte en hábito, el gasto quincenal puede llegar a S/.150. Levántate 20 minutos antes de lo que sueles hacer. Eso te dará tiempo de salir sin prisa al trabajo y tomar el transporte público o, si no está muy lejos, caminar a la oficina. Sentirás la diferencia en tu bolsillo y en tu condición física.

¡Yo invito! Es fin de mes, pagaron y te sientes millonario. Lo que sucede es que la idea de tener todo el dinero junto y disponible genera cierta sensación de poder, por ello, es común decir: ‘no te preocupes, yo pago’. El consumo personal en una cebichería es de S/.35 y en una pollería, S/.22. Si tus ingresos, por ejemplo, son de S/.80 diarios y tienes gastos fijos por S/.30 (transporte, comida, etc.), no puedes destinar S/.40 a una invitación. Por eso, ten en mente cuál es tu presupuesto para cada salida y apégate a él.

¡Necesito despertar! La única solución para despertar en la mañana es el café, pero como ya eres adicto necesitas pedirlo doble, capuchino o especial. Al final, un café de S/.1.50 se convierte en uno de más de S/.5. Y eso que sin contar el cigarrillo. Puedes preparar tu propio café en casa y llevarlo en un termo a la oficina. Si eres de los que quema hasta el agua, evalúa abrir una cuenta de ahorro.

No me pude resistir. Estabas esperando a una persona y no tuviste mejor idea que pasear por el centro comercial. Y terminaste en el aparador viendo la ropa o el producto de tus sueños y lo compras. El problema es cuando te llega el estado de cuenta. Según el BCP, en el Perú existen más de 130 mil personas sobreendeudadas. Evitar las compras por impulso. Antes de cada compra con tarjeta, cerciórate que podrás cumplir con el pago mensual. Si ya destinas más del 30% de tus ingresos al pago de tarjetas (o cualquier otra deuda) tu gasto “hormiga” es ya un gasto “elefante”.

¿Tiene cambio? Tienes un billete de S/.200 y otros dos de S/.100. El primer error serpa buscar cambiar el de mayor denominación. Es importante contar con monedas para el transporte público, por ejemplo. Pero tener mucho cambio propicia gastos innecesarios. Ten siempre monedas a la mano, pero no muchas. Planea cuando es el momento propicio para cambiar un billete de alta denominación, y recuerda: la tentación se reduce en tanto más alto es el valor del billete y más bajo el valor de la compra (innecesaria) que vas a realizar.

Vía: Perú21.pe

Articulos Relacionados