Cómo calcular la rentabilidad de tu inversión

Una de las cosas que más importantes para un empresario es saber si su negocio será rentable; es decir, si valdrá la pena invertir dinero para ver los resultados y las ganancias a futuro.

Por eso que la rentabilidad de una inversión es un indicador que mide la relación entre la ganancia de una inversión y el costo de la inversión. De esta forma se muestra qué porcentaje de lo que se invirtió se ha ganado o solamente se ha recuperado.


Así que al conocerse la rentabilidad, se sabe si fue bien o no al negocio, o si por lo menos, se pudo recuperar lo que se invirtió en éste. Además, si se trata de una rentabilidad ofrecida, se podrá saber si es atractiva o no.

Por ejemplo, si se tiene que elegir entre una inversión “A” con una rentabilidad de 6%, una inversión “B” con 15% y una inversión “C” con 30%. Aunque la inversión “C” es la más atractiva, también es clave consultar otros factores, como el riesgo.

¿Cómo se calcula la rentabilidad?

La fórmula inicial es: Rentabilidad = (Ganancia / Inversión) x 100.

Ejemplo: Si la inversión costó S/. 12, 000 y generó una ganancia de S/. 3, 000, la rentabilidad de la inversión fue 25%.

Rentabilidad de un negocio

Las ganancias de un negocio estarán dadas por las utilidades que generó o, en caso de vender el negocio, por la diferencia entre el precio de venta y la inversión inicial.

Si un negocio tuvo una inversión de S/. 20, 000, y en un año generó utilidades por S/. 2, 000, la rentabilidad fue de 10%. Si un negocio tuvo una inversión de S/. 20, 000 y luego se vende a S/. 30,000, la rentabilidad se calcula así: (30000 – 20000/20000) x 100 = 50%.

Si se trata de un proyecto de negocio, hallar la rentabilidad será cuestión de calcular la inversión y la ganancia futura (utilidades proyectadas: diferencia entre ingresos y egresos proyectados). Si un negocio tiene una inversión de S/. 20,000 y las utilidades proyectadas para un año son de S/. 3, 000, la rentabilidad será de: (3000 / 20000) x 100 = 15%.

Rentabilidad de un inmueble

Aquí se considera la inversión del inmueble y la ganancia que generó, que se define por la diferencia entre el precio de venta y la inversión (ganancia de capital) o en caso de alquilarlo, por la diferencia entre los ingresos por renta y los gastos (flujo de efectivo).

Si un inmueble tuvo una inversión por S/. 30, 000 y luego se vende por S/. 40, 000, la rentabilidad será: (40000-30000/30000) x 100 = 33.3%. Por otra parte, si el inmueble tuvo una inversión de S/. 30, 000 y generó S/. 12, 000 en un año por alquiler, y los gastos en el mismo periodo de tiempo fueron de S/. 10, 000, la rentabilidad será: (12,000-10000/30000) x 100 = 6,7%.

Rentabilidad de una acción

Aquí se considera la inversión de la acción y la ganancia que generó, definida por la diferencia entre el precio de venta y el precio de compra, más los dividendos entregados.

Si se compran acciones de una empresa por S/. 10, 000 y luego de un año suben de precio y se venden por S/. 12, 000, pero además se pagan dividendos por S/. 500, la rentabilidad será de (12000-10000+500/10000) x 100 = 25%.

Vía: plusempresarial.com


Artículos Relacionados