Educación – «Activismo menstrual» en la Universidad de Sevilla: repartirán compresas y tampones

Mercedes BenítezSevilla Actualizado:16/04/2021 08:06h Guardar Noticias relacionadasEl Consejo de Alumnos de la Universidad de Sevilla tiene previsto repartir compresas, tampones, salvaslip, copas menstruales y otros productos de higiene íntima en la Hispalense.

Se trata de una iniciativa que fue aprobada por asentimiento en el pleno que celebró el órgano de representación estudiantil el pasado miércoles de forma telemática.

En esa reunión salió adelante la propuesta de una de las delegadas de Ciencias de la Educación que apuesta por el reparto de estos productos de higiene íntima en los centros de la Universidad de Sevilla.

Aunque, de momento, la  idea no iba acompañada…

Ver artículo completo

Mercedes BenítezSevilla
Actualizado:16/04/2021 08:06h
Guardar
Noticias relacionadas

El Consejo de Alumnos de la Universidad de Sevilla tiene previsto repartir compresas, tampones, salvaslip, copas menstruales y otros productos de higiene íntima en la Hispalense. Se trata de una iniciativa que fue aprobada por asentimiento en el pleno que celebró el órgano de representación estudiantil el pasado miércoles de forma telemática.

En esa reunión salió adelante la propuesta de una de las delegadas de Ciencias de la Educación que apuesta por el reparto de estos productos de higiene íntima en los centros de la Universidad de Sevilla. Aunque, de momento, la  idea no iba acompañada de memoria económica, se propusieron varias opciones de reparto. Desde la creación de packs o cupones para evitar el derroche a la distribución a demanda. Las destinatarias de esos productos serían, además de las estudiantes, las docentes, el personal de administración y servicios y el personal de licitaciones.

La idea, que pretende emular otras iniciativas similares que se han llevado a cabo en otras universidades como la de Vigo que ya lo implantó el pasado mes de marzo, se sustenta en las cifras que ofreció la defensora de esta iniciativa para evitar la «pobreza menstrual». Según sostiene, se calcula que una mujer puede gastar hasta 6.000 euros a lo largo de su vida en estos productos. Además, en el caso de España, están grabados con un 10 por ciento del IVA y no con un 4 por ciento, que se aplica a los bienes considerados de primera necesidad.

Por ello el Cadus apuesta por la «ruptura de la pobreza menstrual» y también por la «normalización de la menstruación» o la creación de espacios de «activismo menstrual» en la universidad.

Debate sobre el cuarto de baño

Fue un tema que, en cualquier caso, generó un amplio debate en el pleno. Se plantearon dónde colocar los dispensadores de estos productos, si en el interior de los baños femeninos o en la puerta para ponérselo más fácil a las personas transexuales. «No sólo las mujeres menstruamos», comentó una de las delegadas en el pleno que también propuso la puesta en marcha de cuartos de baño mixtos en los centros y facultades de la Universidad de Sevilla.

Además también se habló de las ventajas de las copas menstruales ya que, según alegaban, son productos más ecológicos que pueden encontrarse a precios más baratos y que son más duraderos.

En cualquier caso, los representantes estudiantiles también ven oportuno abrir el debate sobre el tema y hablaron de hacer una encuesta entre los universitarios para saber qué productos de higiene íntima prefieren los estudiantes.

Para defender la propuesta de repartir compresas las delegadas del Cadus también hicieron referencia a una extensa bibliografía sobre activismo menstrual.

«Menstruar no es una tarea fácil en nuestro contexto social. Por una parte, porque se tiene que decidir cómo gestionar el flujo menstrual, cómo paliar los eventuales dolores y cómo negociar los cambios físicos —y psíquicos— con los horarios, los tiempos de trabajo y las exigencias de la vida contemporánea. Por otra, porque moviliza todo un conjunto de percepciones sobre el género, la sexualidad y la feminidad que se encuentran en la base de las relaciones de género», dice uno de los textos que repartieron al alumnado.

Además, el pleno debatió el cambio de colores en el logo corporativo del Cadus, se repasaron las actas de plenos anteriores y se aprobó la adhesión de nuevos miembros. También se dio lectura a informes sobre el borrador de la futura Ley de Universidades y sobre el real decreto para la organización de las enseñanzas universitarias.

Presupuesto

El Cadus está ahora inmerso en el proceso electoral para renovar sus órganos aunque la mayoría de los representantes de los centros repiten. Tiene un presupuesto anual de algo más de 20.000 euros según consta en la memoria económica de la Universidad de Sevilla de 2021. Pese a que la Hispalense tiene más de 70.000 estudiantes entre los de grado, máster y doctorados, la participación en los últimos plenos no ha superado el medio centenar de estudiantes. 

Ver los
comentariosTemas

Fuente: sevilla.abc.es

Articulos Relacionados